Ebenezer Villa Nueva en Twitter Biblia Radio Estudios Podcast Video Nosotros Librería Etiquetas App

EL MENSAJE DE LA CRUZ (3)

Paypal     Compartelo     Compartelo     Compartelo en WhatsApp     Compartelo en Telegram   tags #   mensaje    cruz    estudio   

Entonces él, volviéndose, dijo a Pedro: Quítate de delante de mí, Satanás, me eres escándalo; porque no piensas en lo que es de Dios sino en lo que es de los hombres. Entonces Jesús dijo a sus discípulos: Si alguno quiere venir en pos de mí, niéguese a sí mismo, y tome su cruz, y sígame.

MATEO 16:23-24

La Biblia nos muestra que el Señor Jesucristo le indicó a sus discípulos que si querían seguirlo debían negarse a sí mismos y tomar su cruz. Como vimos en el estudio anterior, para ser discípulo se deben cumplir con ciertos requisitos.

Cuando hemos alcanzado la estatura de discípulos de Jesús debemos ir en pos de Él, por lo que en determinados momentos tendremos que sacrificarnos y sufrir para estar junto a Él.
      El Señor le pide a sus discípulos que para seguirlo no lo hagan como les parezca bien, sino que deben negarse a sí mismos y tomar su propia cruz. Es interesante ver lo antagónico del evangelio y las religiones, pues en éstas últimas no se le pide a sus seguidores que se nieguen a sí mismos, sino que por el contrario se permite que cada quien haga lo que desee con tal de que no abandonen dichas religiones.
      Si alguno quiere ir en pos del Señor (Mt. 16:23-25). Estos versos contienen varias enseñanzas de lo que conlleva seguir al Señor. Lo primero que vemos es que Pedro regañó al Señor para que desistiera de ir a la cruz, y la respuesta del Señor fue una reprensión y un desafío a los discípulos para seguirlo. Veamos:

1. QUÍTATE DE DELANTE DE MÍ, SATANÁS, ME ERES ESCÁNDALO, MATEO 16:23

Entonces él, volviéndose, dijo a Pedro: Quítate de delante de mí, Satanás, me eres escándalo; porque no piensas en lo que es de Dios sino en lo que es de los hombres. (Mt. 16:23 RV-SBT)

      La Reina Valera de 1960 traduce "Pero él, volviéndose, dijo a Pedro: ¡Quítate de delante de mí, Satanás!; me eres tropiezo, porque no pones la mira en las cosas de Dios, sino en las de los hombres" lo que nos muestra que el más interesado en poner tropiezos para que el cristiano no esté dispuesto a llevar su cruz para morir a sí mismo, es Satanás.
      Fue a través de Pedro que el enemigo puso tropiezo al Señor para hacerlo desistir de ir a la cruz; lo cual nos enseña que habrán ocasiones que los mismos hermanos en la fe, con sus actitudes, palabras, consejos, etc., podrán tropiezo a los discípulos para que no tomen su cruz para morir a sí mismos y seguir al Señor, por ello debemos estar atentos para rechazar esas situaciones.
      La expresión "Tú no ves las cosas como las ve Dios, sino como las ven los hombres" (DHH) muestra que el tropiezo colocado al Señor para no ir a la cruz fue el humanismo; lo que nos enseña que habrán personas que se acercarán al cristiano con razonamientos, criterios, consejos, puntos de vista "muy atinados", pero humanistas que tendrán como objetivo impedir que tomemos nuestra cruz para morir a nosotros mismos.
      Al leer los versos de Mateo 16:23 al 25 y Marcos 8:33 al 35, en diferentes versiones, encontramos una diversidad de enseñanzas que nos muestran cómo el enemigo pone tropiezos, estorbos, peligros, escándalos, etc., para hacernos desistir de llevar nuestra cruz.
      Veamos algunas versiones y traducciones de Mateo 16:23:
      "Me eres estorbo; porque no entiendes lo que es de Dios, sino lo que es de los hombres." (RV1569).
      "Me eres tropiezo, porque no pones la mira en las cosas de Dios, sino en las de los hombres." (RV1960).
      "Me eres piedra de tropiezo; porque no estás pensando en las cosas de Dios, sino en las de los hombres." (LBLA).
      "¡de tropiezo me sirves: porque no piensas en lo que es de Dios, sino en lo que es de los hombres!" (VM).
      "De tropiezo me eres, porque no sientes las cosas de Dios, sino las de los hombres." (NTPB)
      Algunos de los tropiezos son:
      [...]

2. SI ALGUNO QUIERE VENIR EN POS DE MÍ, MATEO 16:24

Entonces Jesús dijo a sus discípulos: Si alguno quiere1 venir en pos de mí, niéguese a sí mismo, y tome su cruz, y sígame. (Mt. 16:24 RV-SBT)

      El Señor no quiere que lo sigamos por obligación, sino que voluntariamente, porque queremos, deseamos, disfrutamos de ello; es decir que nadie puede seguir al Señor por imposición ni por obligación.
      En este mismo sentido la Biblia nos muestra que desde el Antiguo Testamento que los sacrificios y ofrendas que ofrecemos al Señor deben ser voluntarios. Nada de lo que hacemos para el Señor debe ser por obligación (2 Co. 8:3; 9:5-8).

3. NIÉGUESE A SÍ MISMO, MATEO 16:24

Entonces Jesús dijo a sus discípulos: Si alguno quiere venir en pos de mí, niéguese1 a sí mismo, y tome su cruz, y sígame. (Mt. 16:24 RV-SBT)

      La negación se utiliza para afirmar no se tiene ningún conocimiento o conexión con alguien; para olvidarse uno mismo, perder de vista uno mismo y de los propios intereses.
      Para seguir al Señor, debemos negarnos a nosotros mismo; es decir que debemos rechazar el pecado y no solamente eso, sino que abstenernos de aquello, que aunque no es pecado, es peso o estorbo para seguir al Señor (He. 12:1).

4. TOME SU CRUZ Y SÍGAME, MATEO 16:24

Entonces Jesús dijo a sus discípulos: Si alguno quiere venir en pos de mí, niéguese a sí mismo, y tome su cruz, y sígame. (Mt. 16:24 RV-SBT)

      En Juan 10:1 al 5 y 27 al 29 leemos que las ovejas deben reconocen la voz de su pastor para seguirlo; solamente las ovejas que están enfermas no distinguen la voz del extraño y lo siguen. En Lucas 5:27 al 28 leemos que debemos dejar todo para seguir al Señor, a donde quiera que Él vaya (Lc. 9:57; Mr. 10:52).
      La Biblia tiene ejemplos de personas que no siguieron correctamente al Señor, veamos algunos:

a. Por las señales, Juan 6:1-2

Este grupo de personas sigue al Señor para ver las señales, ya sea en ellos o en otros, pero cuando las dejan de ver se alejan. Estos corren el grave peligro de ser engañados por señales que no provienen del Señor.

b. De lejos, Lucas 22:54

Este grupo de personas no quieren que sepan que le han abierto su corazón al Señor, no se congregan o lo hacen eventualmente y no se comprometen en el servicio.

c. Desnudos, Marcos 14:49-52

Estas personas no tienen cobertura ministerial (Ef. 4:11), algunos piensan que no es necesario ser alimentados por pastores, otros llegan a decir que no es necesaria la cobertura apostólica, pero ambos están desnudos.

d. Antes seguían al Señor, pero ahora ya no, Jeremías 2:1-3

Estos son creyentes que por alguna razón dejaron de ir en pos del Señor. Algunos se acomodaron, otros se enfriaron y otras por otras razones (Lc. 14:16-20).

e. En lugar de Seguir al Señor, siguen a los rebeldes, 2 Samuel 15:10-13

Este grupo toma decisiones erróneas y sigue a los rebeldes que se levantan en las congregaciones.

f. No están dispuestos a abandonar lo que tienen para seguir al Señor, Marcos 10:19-22

Estas personas ni siquiera están dispuestos a cumplir con los requisitos para poder seguir al Señor, a pesar de que el Señor Jesús les está haciendo la invitación a seguirlo.

En el Antiguo Testamento encontramos el ejemplo de Enoc, quien caminó con Dios trescientos años y desapareció porque Él se lo llevó (Gn. 5:22-24), por lo que si tenemos la determinación de seguir al Señor cada día y caminar con Él, también nos llevará antes de que vengan los juicios sobre la tierra.




Iglesia de Cristo Ebenezer Villa Nueva
Ministerios Ebenezer

13 Calle 14-25, Colonia Proyectos (o santa isabel 2) - Zona 3 de Villa Nueva, Guatemala.

correo@ebenezervillanueva.org


El boletín de Ebenezer Villa Nueva   El horario de Ebenezer Villa Nueva   El Blog de Ebenezer Villa Nueva   El Feed de Ebenezer Villa Nueva   Ebenezer Villa Nueva en Slideshare   Ebenezer Villa Nueva en Archive.Org

Todos los derechos reservados 2021

// Desarrollo Web, App's y automatización de Twitter